Nieve, caídas e instagramers. Opinión semanal en Valencia News de Adolfo Tena.

Cuando llueve salen los caracoles y en ciertas temporadas también los rebollones…

Pero… ¿Y cuándo nieva?… pues parece que salen los gili…

Cierto es que da ilusión ver la nieve… blanca e inmaculada, evocadora de mil escenas de película y paisajes cinematográficos relacionados con entrañables escenas, con chimenea incluida… Y claro ante la “novedad” pues a por el selfie de moda.

Avisado el temporal, se coge el coche y al centro comercial de rebajas y/o a por el trineo (que ya veremos cuando lo vuelves a utilizar) y la ropa térmica. Cola en la tienda de turno y una vez pagado a por el coche… ¿20 km de retención Lo que te has ahorrado en las rebajas se te acaba de ir en gasolina. Eso si no vives en Madrid, que lo más prudente era abandonar el coche en la carretera y a caminar por la nieve… blanca pero ya no tan inmaculada.

A todo esto, ya se sabe, la obligatoria foto para redes sociales con la nevada, por supuesto buscando ser original… patapam! Caída y al hospital…fractura. A colapsar un poco más la sanidad pública que no lo está bastante. Han sido muchos los que, por imprudencia en estos días, han tenido que visitar al traumatólogo de urgencias por un resbalón que les ha costado más caro que el trineo, las rebajas o la gasolina del coche.

Total, que te quedas en casa enyesado, enfadado y congelado (cualquiera pone la calefacción con la aberrante subida de la luz que hemos sufrido) mirando como en muchas ciudades, personas como tú, salen a hacer lo mismo que tú, sin pensar en las consecuencias.

Aunque siempre puede ser peor o se puede ser más gili… Entonces abres Instagram y ves todas las fotitos ¡Qué Chulas!… “Aquí en la Nieve” la siguiente “-5 grados”, acabando con la de “En casita con la mantita”… y el pie en alto, pero como eso no vende no lo ponen.

O si no aquella que ha tenido que ser atendida en urgencias por hacerse una foto con la nieve en ropa interior… hipotermia a cambio de unos “likes”… (ahora si tengo ganas de poner lo de Gili… pero completo).

No para todos ha sido tan mala la FILO, cierta empresa centenaria que se dedica a la venta de palas y otros utensilios, ha aumentado un 800% sus ventas… y tienen lista de espera para continuar suministrando materiales, a veces nieva a gusto de unos pocos… y yo que me alegro.

Yo no he practicado deportes de invierno, ni me he vuelto loco por ir a ver fenómenos climatológicos “nuevos”, pero entiendo que la gente tenga esas ganas. Lo único es PRUDENCIA.

Prepararse para cualquier imprevisto y por supuesto no hacer el GILI…

Una cosa que me ronda por la cabeza… estos fríos y esta nieve que hacía tanto que no se veía… ¿Tendrá algo que ver con los meses de confinamiento, donde dejamos respirar al planeta?

Yo no lo sé, lo que sí que sé, es que no tengo trineo.

Adolfo Tena

«Tecla a Tecla»

 

Otros artículos del autor:

Y por fin 2021

25 de Diciembre… ZOOM! ZOOM! ZOOM!

El Barquero de Cantillana

Una calle para Celaá

«Chau» Diego, se murió el futbol.

Mi primo Trump

Ni que si, ni que no… a saber