Fernando de Rosa “ Más ineficacia”

La mala gestión económica del Gobierno y su ineficacia en la lucha contra el Covid-19, le ha llevado a confiscar los ahorros de los Ayuntamientos, al expropiarles los 15.000 millones de superávit. Desde el Partido Popular rechazamos que se rompa el consenso que siempre ha marcado estas decisiones y se deje fuera a los que más lo necesitan. Los afectados por el COVID-19 deben tener ayudas, pero ese objetivo no se alcanza quitando los ahorros a la administraciones municipales. Siempre he sostenido que los Ayuntamientos son la Administración más cercana a los ciudadanos, y por eso, se les debe permitir que puedan atender a las personas que más lo necesitan. Debemos evitar que los más desprotegidos sean los principales afectados por esta decisión partidista.

Precisamente, Abel Caballero, alcalde de Vigo, se ha convertido en el caballo de Troya de Sánchez en la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) al ponerse del lado del presidente del Gobierno antes que de los municipios españoles. Los Populares hemos  solicitado la comparecencia urgente de la ministra de Hacienda en el Congreso y hacemos un llamamiento a los ayuntamientos socialistas porque esta batalla no va de colores políticos sino en defensa de los ciudadanos. Vamos a  trabajar y defender los intereses de los ciudadanos ante la expropiación de los más de 15.000 millones realizada por el PSOE contra los Ayuntamientos. Para luchar contra esta medida, vamos a presentar un recurso ante el Tribunal Constitucional por invasión de la autonomía local. A su vez, en el Congreso, y por supuesto en el Senado, vamos a interpelar al Gobierno y vamos a impulsar mociones en todos los ayuntamientos y diputaciones contra esta medida confiscatoria.

El Gobierno se tendría que preocupar por los más de 700.000 empleos destruidos. La Seguridad Social computa un total de 18,8 millones de cotizantes. El alto desempleo en España exige la puesta en marcha de reformas económicas como las que ha presentado Casado a Sánchez en su plan de choque: urge bajar impuestos, dotar de liquidez suficiente a las empresas y autónomos, y extender aún más los ERTE. El impacto de la crisis económica está siendo duro. Frente a ello, debemos trabajar para cambiar la situación y lograr la generación de empleo. No olvidemos que se han destruido 738.591 empleos en 12 meses, la peor cifra desde 2009. Hay 3,7 millones de desempleados, más de 1,35 millones de trabajadores en ERTE y España lidera la destrucción económica en Europa.

Mientras tanto, aquí en la Comunidad Valenciana, tanto el Gobierno Autonómico y el Ayuntamiento de Valencia guardan silencio frente a los abusos y desmanes del Gobierno de Sánchez. Basta tener presente que el President Ximo Puig anda preocupado, única y exclusivamente, en tapar las irregularidades que afectan a la empresa de su hermano y justamente sin dar ejemplo, exhibe fotografías junto con dos ministros de Gobierno sin guardar la distancia de seguridad ni haciendo uso de las mascarillas.

En el ámbito municipal, el alcalde guarda silencio frente a la expropiación realizada por el Gobierno central. Ribó sigue desaparecido: su ausencia, absentismo y dejadez son insultantes a la ciudadanía.

Los ciudadanos necesitamos que los gobernantes estén a nuestro lado, que comprendan nuestras necesidades y ayuden a los que lo necesitan. Ni el Gobierno central, el autónomico y el local son un ejemplo al respecto, aunque Sánchez haya puesto fin a sus vacaciones.