El Consorcio de Museos de la Generalitat Valenciana, dependiente de Cultura, la Consellería del independentista catalanista Vicent Marzá (Compromís) ha programado una exposición con una obra polémica. Así, la Conselleria de Marzá permite una obra con fotos de los reyes cabeza abajo.

Esta obra está dentro de la Exposición de Isidro López Aparicio llamada Sombras. Es una exposición en la que hay un castillo de naipes, pero en vez de naipes son fotografías de los reyes eméritos en un cuadro con cristal y marco de madera. Todas las fotografías que están en vertical tienen a los reyes eméritos cabeza abajo.

Esta es la ficha técnica de la exposición.

Fecha: Del 4 de julio al 13 de octubre

Lugar: Centre del Carme. Sala Dormitorio

Comisariado: Carlos Delgado Mayordomo

Organiza: Consorci de Museus de la Comunitat Valenciana

Comunica la Generalitat Valenciana en su propia web del museo del Carmen lo siguiente.

«La obra de Isidro López-Aparicio, íntimamente ligada al compromiso humano y al activismo social, parte de procesos integrados en lo colectivo. Su amplia trayectoria como profesional de la cooperación en entornos de conflicto ha modulado la irreductible dimensión ética de sus propuestas artísticas. Las obras que se despliegan en esta exposición no son el mero resultado de su acción sobre distintos objetos; todas ellas responden a una entrada directa en escena, implicándose de lleno en la realidad y con el firme asidero del respeto hacia el «ecosistema humano» con el que establece el diálogo.

Son muchas las áreas de reflexión que se desarrollan en La misma sombra. Sin embargo, por la operatividad de esta breve presentación, el «argumento» expositivo podría sintetizarse en tres proposiciones como son la identidad, la frontera y la migración, y su tejido dentro del actual Orden Global. Para López-Aparicio, la clave reside en actuar de manera concreta —no solo conceptualmente— para poner en evidencia conflictos sociales de nuestra esfera pública: entre otros, la justificación de las desigualdades como daños colaterales de un supuesto progreso infinito; los retornos violentos del etnocentrismo y del autoritarismo como respuesta a las actuales presiones migratorias; o la hipocresía del amurallamiento tardomoderno, cuya ineficacia funcional lo convierte en una perversa performance del poder

¿es una casualidad más en un museo de la Generalitat Valenciana? Pues juzguen ustedes. La Conselleria de Marzá permite una obra con fotos de los reyes cabeza abajo…

Claustro e instalaciones muy deterioradas y jardín abandonado

Por otra parte, el museo del Carmen es centrod e polñemicas constantes, ya que en su claustro se permitió se pintaran las paredes de su claustro histórico con grafittis. Era el mismo artista que realizaba la falla municipal del 2019 del Ayuntamiento, vinculado nuevamente al entorno de Compromis según parece. Patrimonio al final, después de las críticas y denuncias de colectivos defensores del patrimonio optó por volver a pintar encima de los grafittis.

claustro deteriorado y con elementos desprendidos

Pero el claustro interior está muy deteriorado, con material desprendido y un jardín en estado de abandono que da una pésima imagen de un claustro histórico. La mayoría de las salas están sin aire acondicionado con ventiladores. Esta es la gestión cultural.

jardín del claustro abandonado

Marzá invierte sólo en sus colegas catalanistas independentistas afines a Compromis

La Consellería del independentista Marzá de Compromis prefiere invertir en promocinar la cultura catalana y adoctrinar e imponer que de proteger los monumentos como parte del patrimonio cultural e histórico. Abandona la conservación de los museos, epro no hace más que regalar millones al rancio catalanismo al que llena los bolsillos de los estómagos agradecidos a Compromis. Todo ello con el beneplácit del PSPV y la connivencia de PP, Ciudadanos y Vox, que ni denuncian ni actuan.