Empezamos julio y los usuarios del transporte público en Valencia tenemos nuevo horario estival que penaliza a los que nos quedamos en la Ciudad. Llega el verano y los recortes en la EMT que empeoran el servicio.

La EMT aumenta las frecuencias de paso. Las asociaciones de vecinos de PObles del Sur, que cubre la línea 25 ya han puesto el grito en el cielo. Pero como no hay gobierno y Ribó está de canpo y playa sus quejas dan contra un muro.

Pobles del Sur con buses cada 2 horas….

Llega el verano y los recortes en la EMT que empeoran el servicio. Los vecinos del Palmar, Perello y Perellonet se quejan de esperas de hasta 2 horas para coger el autobús. De nuevo reniegan de un Ayuntamiento que les cobra impuestos como ciudadanos de valencia de primera, pero les ofrece servicios de aldea.

Vecinos de estas zonas, unen sus quejas a las de los restaurantes de restaurantes que ya no pueden más. Cuando no es un coche de Policia Local el que impide el acceso a la zona del Palmar y por tanto sus restaurantes se quedan sin clientes, la espera de un autobús de la EMT puede ser eterna.

Comentan «casi es más rápido ir andando hasta Valencia que esperar un autobús, que cuando llega está Complet«. Y es que la población flotante estival en als zonas de Perellonet, Perello y El Palmar se dispara multiplicando por cinco, mientras el servicio permanece igual o es menor.

Campañas fomentando el transporte público que es caro, ineficaz y con poco servicio

Llega el verano y los recortes en la EMT que empeoran el servicio. Los sinsentidos se acumulan sin que nadie les ponga freno. Hacemos costosas campañas municipales fomentando el transporte público y luego el servicio es caro, deficiente y pésimo en la relación calidad-precio.

Si bien esta situación es repetitiva no lo es menos el recorte en todas las líneas. De hecho, para aumentar algo las frecuencias en playas se han extendido líneas con más vehículos, que se han quitado de otras líneas. El problema es que cuando amplias las líneas hasta las playas con poca frecuencia, igual tienes suerte de coger el autobús. Lo normal a 300m de als playas es que el vehículo lleve el cartel de «Complet», y te quedes en la parada con cara de amargado y tenga que esperar veinte minutos más.

Velocidad media casi a paso humano que hace imposible un buen servicio

Otro de los problemas de los usuarios es que la velocidad media ha caído a cerca de 15km/h. Esto según los expertos y conductores se debe al caos de tráfico generado por el propio Grezzi, con atascos constantes. Tampoco ayudan las calles llenas de obstáculos como Colón. Allí, tenemos separadores zebra, pivotes de plástico y sun sinfin de obstáculos que hacen reducir mucho la velocidad. «Si hay un taxi recogiendo o dejando a alguien o te esperas o has de pasar por encima de los separadores. Esto provoca caídas en el pasaje constantes«afirman los conductores. «Luego los culpables somos nosotros, pero le decimos a las personas, que reclamen a Grezzi que es el responsable»

Flota con problemas en muchos casos

La mayoría de la flota tiene problemas, ya que su mantenimiento es mínimo. Muchas de las rampas se atascas y no es difícil ver  al conductor empujando con ususarios a mano estas rampas para que se recojan. La refrigeración es mala y en muchos vehículos provoca condensación y que por tanto «llueva» dentro del bus.

Oposiciones «extrañas» con demasiadas sospechas de irregularidades

Recordemos que las oposiciones fueron un tanto «a trompicones» tanto las de conductores como la de mecánicos, con exámenes a lápiz, niegando revisión de exámenes y con flitraciones, con lo que la plantilla es mínima.

Grezzi si vuelve a ser el concejal de movilidad, deberá plantearse muy seriamente un cambio de rumbo total, o llevará al límite a la empresa y generará un caos total.