El aparcamiento de Ciudad de Brujas cumple un año de vida con luces y sombras

Este aparcamiento está gestionado directamente por la EMT Valencia. Así, para poder el concejal Grezzi asumir la gestión del mismo, hubo que modificar los estatutos de la EMT Valencia. Toso esto para asía sgurarse el tener para la cOncejalía de movilidad dicho espacio. Con esto arrebataba al PSPV y a su concejal, la gestión de dicho espacio. Lo normal hubiera sido que la sociedad pública AUMSA hubiera asumiso el espacio y dependiera de la Concejalía de urbanismo, en manos del PSPV. Pero este extraño juego de poder que llevan el PSPV y Compromís les ha hecho hacer estos movimientos para así asegurarse el poder.

Han hecho uso del aparcamiento 200697 vehículos, Cifras engañosas.

Todo ello pese a la dificultad de poder acceder al mismo, han accedido este año un total de 222697 vehículos. Lo que supone una media de 550 al día.

El espacio dispone de 431 plazas, con lo que parece según los números un lleno total, la verdad es que la media de estancia de un aparcamiento en rotación son de cerca de dos horas. Así debería dar cifras en torno a cerca de 4000 estacionamientos diarios. Así lo que se vende como un gran éxito, es en realidad un fracaso. Ya que para estar completo debería dar cifras en torno a los 6000 vehículos. No han trascendido el porcentaje de ocupación, pero fuentes consultadas desde Valencia News, dan una ocupación media de un 25%.

Esto es debido a la dificultad de acceso y al coste del servicio, que es muy caro.

Una nueva tarifa reducida en horario nocturno y de festivos

Se ha decidido aplicar una nueva tarifa reducida (de lunes a sábado de 17.00 a 7.00, domingos y festivos 24 horas) y un máximo nocturno de 5,50 euros cada día de 20.00 a 7.00 horas. También se han puesto en marcha tarjetas de prepago y abonos de tres días (50 euros) y de siete días (100 euros).

Una carga y descarga previo pago

 Para hacer caja el Ayuntamiento y el concejal Grezzi «inventó» la zona de carga y descarga dentro del espacio del aparcamiento. La presión policial y la ausencia de zoans de carga y descraga ha hecho que hasta 111 abonos en esta zona se hayan comprado por repartidores. lo que supone un encarecimiento de costes que seguro reprecutirá en el futuro obajeto de al compra por el consumidor. Una zona de 400 metros cuadrados habilitada en la primera de las cinco plantas para facilitar la carga y descarga del Mercado Central y de los comercios de la zona.