• La asociación recuerda que los trabajadores del Hospital de la Ribera llevan tres años denunciando agravios y reclamando un nuevo convenio tras asumir la gestión Sanidad «y ni les reciben aunque se manifiesten en la puerta de la Conselleria»

La asociación SanitatSolsUna, que defiende la excelencia en la atención sanitaria independientemente del modelo de gestión, ha advertido a los trabajadores del Departamento de Salud de Torrevieja que «lo peor está por venir, si finalmente culmina el despropósito de la reversión a la gestión pública directa de la Conselleria de Sanidad y se va la concesionaria».

«El personal laboral del Departamento entero y del Hospital sabe lo que les espera, porque lo están viendo todos los días en las noticias sobre el Hospital de la Ribera: discriminación, adiós a la carrera profesional y la formación, nula promoción interna y escasos medios materiales y humanos».

SSU se hace eco de las protestas de los trabajadores del Hospital de La Ribera, lideradas por sus sindicatos, frente a las puertas de la Conselleria de Sanidad para reclamar, incluso, que les reciba el presidente de la Generalitat, Ximo Puig.

Tres años después de la reversión, apenas han avanzado en la negociación de un nuevo convenio colectivo, mientras persisten situaciones de discriminación entre los profesionales que tenían contrato laboral, procedentes de la anterior concesionaria, y los estatutarios, es decir, los contratados por Sanidad.

Su comité de empresa no ha tenido reparo en calificar de «agravios» a esas diferencias cuando se han concentrado a las puertas de la Conselleria de Sanidad, para intentar que su máxima responsable, Ana Barceló, les hiciera caso.

  • «Si no paramos entre todos la reversión en Torrevieja, esta será la situación que vivirán sus trabajadores en menos de un año», advierten desde SSU.

«Antes del Hospital de la Ribera podíamos suponer lo que iba a pasar. Ahora que la mayoría de esas alertas se han confirmado y persisten, tres años después de la reversión, los trabajadores del departamento de Torrevieja no tienen ninguna duda de lo que les espera si la Conselleria de Sanidad desembarca en Torrevieja», aseguran desde SanitatSolsUna.

El problema, añaden, es que las consecuencias no afectarán solo a los trabajadores, que también, pero que libremente podrían decidir marcharse a otros centros sanitarios. «Tan graves o más serán las consecuencias para los ciudadanos de Torrevieja», añaden.

No en vano, recuerdan desde la asociación, en los últimos dos meses el Hospital de La Ribera ha sido objetivo de autos e informes muy críticos con la gestión de la Conselleria, a partir de la asunción de la gestión. El Síndic de Greuges ha considerado «doblemente reprochable» el silencio de Sanidad a las quejas del personal laboral y el TSJ de la Comunidad Valenciana ha ratificado que el Gobierno de Puig vulnera la libertad sindical en el Hospital de Alzira desde que lo gestiona.

Y todo ello, después de sufrir tres olas de esta gravísima pandemia «con una escasez de medios materiales y humanos que ha sido portada en todos los informativos de las televisiones nacionales, con camas en los pasillos y sanitarios llorando por la impotencia de no poder hacer más por sus pacientes, como consecuencia de una nefasta gestión del Hospital de La Ribera.