Rosa Guillén: “El trasvase de 38 hm3 respeta la normativa vigente; lamentamos el recurso de Castilla-La Mancha, que no llegará a buen puerto”

  • La secretaria de Política de Agua de la CEN del PSPV-PSOE considera que “el Consell de Ximo Puig está centrado en defender los intereses de los regantes de la Comunitat” y llama a no “avivar guerras territoriales”
  • Guillén denuncia que se hable de “regadío incontrolado” cuando “los regantes de la Comunitat han demostrado ser responsables con grandes inversiones para usar el agua con la máxima eficiencia”

La secretaria de Política de Agua de la Comisión Ejecutiva Nacional del PSPV-PSOE, Rosa Guillén, ha lamentado hoy el anuncio del recurso que el Gobierno de Castilla-La Mancha presentará al trasvase de 38 hectómetros cúbicos para el mes de agosto, un trasvase que, ha asegurado “respeta profundamente la normativa vigente y debe aplicarse de manera automática”.

En este sentido, ha manifestado su convencimiento de que esta decisión “no llegará a buen puerto, ya que el trasvase autorizado por el Gobierno de España cumple con los parámetros establecidos en el Memorándum de Entendimiento sobre el Trasvase Tajo-Segura”.

“La situación hídrica en los embalses de cabecera continúa en el nivel 2, por lo que el trasvase debe ser de aplicación inmediata”

La dirigente socialista, que ha criticado que el Gobierno castellanomanchego hable de “regadío incontrolado” cuando “los regantes de la Comunitat Valenciana han demostrado ser responsables en su uso del agua, con grandes inversiones en infraestructuras de riego que están entre las más destacadas de Europa y que permiten utilizar el agua con la máxima eficiencia”.

“Los trasvases no son una solución definitiva, pero mientras sean necesarios, este Consell no va a renunciar a una sola gota”

En este sentido, la secretaria de Política de Agua de la CEN del PSPV-PSOE ha advertido que “avivar guerras territoriales no beneficia a nadie” y ha apostado por “el diálogo desde el rigor para llegar a una solución de consenso”. “Pero esta solución de ningún modo pasaría por acabar con los derechos de los regantes valencianos”, ha destacado, y ha recordado que este Consell “está al lado de los regantes y seguirá trabajando para que tengan agua de calidad de forma estable”.