Los trabajadores del sector de la dependencia han sufrido las consecuencias devastadoras de la pandemia. Que ha sacado a la luz las deficiencias del sector, pero después de año y medio, ni empresas ni Administración han adoptado ninguna medida para mejorar la situación.

Desde CC.OO. advierten de las nefastas condiciones laborales y salariales. Que provocan una huida hacia otros sectores y faltan profesionales, especialmente enfermeras y Técnicas en Cuidados Auxiliares de Enfermería (TCAE).

Señalan que la calidad asistencial se resiente porque no se cumplen los ratios y las propias trabajadoras se encuentran sobrepasadas. «Otra consecuencia es que no se están cumpliendo los pliegos o la publicidad de los centros. Por ejemplo, si en un centro debe haber personal de enfermería 24 horas, prácticamente ninguno lo cumple y de paso, se ahorran esos salarios».

Consecuencias para los trabajadores y para la atención de colectivos como las víctimas de violencia de género

Desde CC.OO. afirman que las empresas se escudan en que no encuentran trabajadoras pero tampoco mejoran las lamentables condiciones laborales para generar estabilidad. CCOO hace un llamamiento a la Administración y se pregunta, ¿dónde están las ventajas de la gestión privada? «En el sector sociosanitario se están anteponiendo los beneficios a la calidad asistencial a las personas«.

Por otra parte, la falta de profesionales también está afectando a la atención a la mujer víctima de violencia de género y/o exclusión social. CC.OO. asegura que afectan en concreto a centros de mujer 24 horas, de recuperación integral, de emergencias y viviendas tuteladas. Que necesitan personal cualificado pero como en el caso de las residencias, debido a sus condiciones laborales son, cada día, más difíciles de encontrar.

CCOO reclama un avance en la negociación de sus convenios, que se encuentra estancada precisamente en el debate sobre los incrementos salariales. CC.OO. denucnia que AERTE (Asociación Empresarial de Residencias y Servicios a Personas Dependientes de la CV) se ha cerrado en banda ante cualquier subida salarial.

Así, CCOO exige avanzar en los convenios tanto en condiciones laborales como en salarios. Las movilizaciones continuarán hasta que patronal y Administración reconozcan la labor de las trabajadoras que cuidan de las personas dependientes y pongan sobre la mesa soluciones reales a un sector tan precario