Rafa Martínez vive sus últimos días en la ciudad de Valencia, aprovechamos su presencia para introducir la última camiseta que vistió como jugador en las vitrinas de L’Alqueria del Basket gracias a le cesión de Juan Roig, destinatario de la camiseta en un gesto que toda la Fonteta pudo ver el día de su último partido. Ahora, en la instalación que Rafa vio nacer y crecer, despedimos al mito.

  • Rafa Martínez: “Sólo con que un niño de L’Alqueria me tenga como ejemplo, me llena muchísimo”

¿Qué significa que tu última camiseta esté en L’Alqueria del Basket como ejemplo para los que empiezan?

Sólo con que un jugador de formación me tenga como ejemplo, que quiera parecerse a mí, me llena muchísimo, yo también he sido jugador de cantera y sé lo especiales que son esos momentos

Y encima, tendrás una pista a tu nombre…

No me imagino el momento de tener una pista, son cosas que te sobrepasan y que no te puedes plantear, 11 años aquí, hacer historia con el club y cuando tenga una pista con mi nombre, veré como reacciono. Será algo inolvidable.

Tú viste nacer y crecer L’Alqueria del Basket, ¿qué te viene a la cabeza estando en este lugar?

He tenido la suerte de jugar aquí muchos años, he pdido ver el crecimiento del club y lo que veo es algo ilusionante, ves los alrededores de L’Alqueria, de la Fonteta, con la ciudad, con chavales vestidos con la camiseta del Valencia Basket, y estás viendo algo que va a ser muy grande en un futuro. Esperamos sacar el mayor número de jugadores posibles y que sea un orgullo para esta tierra tener jugadores formados en estas paredes”

¿Cómo has llevado estas dos semanas de emociones?

Han sido dos semanas muy emotivas, no me esperaba tato cariño y la verdad es que me ha sobrepasado todo, y a buenas, muy orgulloso de haber formado parte de la familia taronja y de Valencia y que la gente me responda de esta forma, no tengo palabras, sólo agradecer.