La NO actuación contra el botellón va a costar más de 3 millones de € a la Universitat de Valencia.

La Universitat de Valencia ya lleva 7 años pidiendo medidas urgentes para acabar con el botellón nocturno en el parque del Campus dels Tarongers. Cada noche y los fines de semana los alrededores se convierten en un megabotellón.

Un botellón que se ha extendido por muchas zonas de la Ciudad. Especialmente complicado está siendo el tema en zonas de población universitaria, zonas de fiesta y universidades.

Así, cada fin de semana, los vecinos de Blasco Ibañez, Plaza Honduras, Cedro, y zonas cercanas a Tarongers sufren hasta las 6.00am. desde Octubre a Junio este hecho. Las patrullas policiales son escasas por no decir nulas y estos hechos se extienden sin control.

Es por ello, por esa inacción que la Universidad decidió vallar esta zona con una valla perimetral. El plazo de ejecución de la obra de los 4,1 kilómetros de valla que cerrará el campus de Tarongers tiene 11 meses y tiene un precio de licitación que ronda los 3.271.872,79 euros, impuestos incluidos. Comenzaron las obras en Julio y acabarán en marzo de 2020.

Modelo de vallado de tarongers

Urgente aislar el campus para que no sea un espacio urbano marginal.

Según fuentes de la Universitat de Valencia, era urgente. Había«necesidad de aislar» este campus «para evitar que fuera del horario docente se convierta en un espacio urbano marginal con el consecuente quebranto del espacio público y pérdida de seguridad»

Siempre a perder los ciudadanos

Por contra, fuera de horas lectivas ya no se podrá disfrutar de ese parque ni de las instalaciones deportivas al aire libre. Así como se perderán zonas de aparcamiento nocturno.

Al final, las Universidades públicas se financian de fondos públicos principalmente, con lo que la Inacción de años del Ayuntameinto provocará que «todos nos gastemos» más de 3 millones de €