Desde hace varios meses vamos a polémica por semana entre los socios de gobierno del Ajuntament de Valencia, pero esta semana ya llevamos dos, la del 9 d’Octubre y ahora el dinero que destina el Gobierno en el anteproyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2022.

Así, Joan Ribó, al estilo Mónica Oltra y en una clara intencionalidad política para recuperar adeptos, ha alardeado en redes del maltrato a Valencia de un gobierno que por otra parte, su partido Compromís, sustenta de manera continuada sin que haya ninguna de las compensacioes o promesas que se efectuaron para ello. Compromís, parece que no sabe negociar.

Nueva pelea de colegio en la que ninguno posee la verdad absoluta

El alcalde de Valencia afirma en un tweet que la partida presupuestaria del gobierno para 2022 es de 59,8 milions d’euros. «Muy por debajo de otras ciudades como Barcelona, con 1.300 millones o Madrid con 1,224 millones»

Ribó también afirma una reliad incómoda, y es que en el 2020 de los 200 millones de euros previstos se ejecutaron tan sólo 8’8 millones de euros. En 2021 de los 59’8 millones de euros previstos sólos e llevan ejecutados un millón de euros.

Una vieja táctica que también emplea el propio Compromís en el Ayuntamiento u otras instituciones donde gobierna. la tasa de ejecución municipal de inversiones previstas acabó el 2020 por debajo del 40% y este año lleva el mismo camino a falta de mes y medio para acabar el año.

Borja Sanjuán le contesta en twitter

Lo que les gsuta a nuestros políticos las redes sociales para batallar. Ahora es el propio concejal de Hacienda, Borja Sanjuán el que le recrimina en público a Joan Ribó, su presunto alcalde al que apoyan… Sanjuán le muestra los números reales para asegurarle que se equivoca en als cifras, pero de nuevo olvida la otra pata de todo presupuesto y es el grado de ejecución a finales de año.

La inversión real del Estado

Al final del anteproyecto, que es eso sólo un proyecto que deberá ahora ser usado como base para negociar con los distintos partidos, se desprende que para la Comunitat Valenciana se destinan un 9,3% de las inversiones estatales, mientras que la Comunitat Valenciana representa el 10, 6% de la población española. Otra cifra en la que vamos por debajo.

Ahora cabe esperar ver si de nuevo Compromís se queja pero al final regala una vez más su voto a cambio de promesas y palabras que se las lleva el viento. Hay que preguntarse si Baldoví se venderá una vez más por la foto «de los guays» del congreso o luchará por los valencianos alguna vez de forma real y tajante.