La Guardia Rural se coordina con el equipo ROCA de la Guardia Civil para garantizar la seguridad en el campo

Los dos equipos velarán por la seguridad tanto de las personas que trabajan en el campo como de los cultivos durante una campaña que se augura muy buena

La Guardia Rural del Ayuntamiento de Sagunto está trabajando en coordinación con el equipo ROCA de lucha contra el robo en el campo de la Guardia Civil para garantizar la seguridad en el campo durante la próxima campaña citrícola. Así lo ha comunicado la concejala y presidenta del Consell Local Agrari, Gloria Parra, quien ha explicado que los dos equipos velarán por la seguridad tanto de las personas que trabajan en el campo como de los cultivos durante una campaña que se augura muy buena.

Con el fin de planificar dicha coordinación y lograr una optimización de los recursos de ambos cuerpos de seguridad y vigilancia, se produjo una reunión a la que asistieron el alcalde de Sagunto, Darío Moreno, Gloria Parra, el capitán de la Guardia Civil y mandos de la vigilancia rural y el equipo ROCA.

«La relación con la Guardia Civil continúa siendo extraordinaria y, por tanto, los medios de los que disponen los dos equipos van a estar puestos a disposición de esta campaña para la seguridad en nuestro campo», ha manifestado la concejala.

El alcalde ha explicado que esta coordinación es necesaria especialmente en estos momentos ya que hay zonas en las que se cultivan variedades cuyas cosechas son tempranas y alcanzan buenos precios. Por este motivo, hay que intensificar la vigilancia en las mismas, al mismo tiempo que se planifican las actuaciones en todo el ámbito rural respecto a la protección también de las personas que se dedican a la agricultura como de las infraestructuras del campo, como son los motores de riego

Equipo de lucha contra el Robo en el Campo

Los equipos ROCA son unidades específicas de la Guardia Civil creados por el Ministerio del Interior para la lucha contra los robos en el campo. Su función es la de incrementar la seguridad de estas explotaciones mediante una vigilancia permanente y una mayor comunicación con los colectivos afectados.