La Diputacio de Valencia ha iniciado un trabajo conjunto entre el Consorcio de Bomberos y Divalterra para actualizar un servidor cartográfico que permite conocer en tiempo real el estado y la ubicación de los hidrantes de la provincia. Todo ello con el objetivo de dar la mejor respuesta ante incendios. Estos hidrantes son como “el oasis de las autobombas” y resultan fundamentales para la extinción.

El fin de esta acción es incrementar la efectividad de los trabajos de extinción de incendios. Al permitir que los Bomberos carguen agua en los puntos más adecuados en función de las características del servicio de emergencia.

Trabajo coordinado entre Bomberos y Divalterra

La revisión de los hidrantes se realiza de manera coordinada: el Consorcio Provincial se encarga de los que se ubican a menos de 10 minutos de distancia de algún parque de Bomberos y las brigadas forestales de Divalterra, del resto.

De cada uno de ellos, se analizan datos como la presión, número y tipo de salidas, llave de apertura, etc.. Además de fotografías del entorno y su geolocalización para facilitar la llegada de los vehículos de emergencia.

Servidor Cartográfico

Toda la información asociada a los hidrantes se gestiona desde el Servicio de Información Territorial de Divalterra. Que se encarga de volcar todos los datos en el Servidor Cartográfico de Bomberos. Además de facilitar su consulta de manera ágil e intuitiva para el uso en servicios de emergencia.

El gabinete técnico de Divalterra se ha encargado también de tratar los datos ya existentes anteriormente de manera diseminada. Así como los que han aportado los propios municipios, tras serle requerida esta información en enero de 2020 por parte del Consorcio Provincial.

Colaboración de los municipios

En este sentido, el oficial jefe de Prevención del Consorcio, Jorge Sánchez, indica que “más de 180 ayuntamientos han remitido ya la información requerida”, y hace un llamamiento a los 86 que aún no lo han hecho, “ya que es un tema que incide directamente en la seguridad de las personas”. Indica también que “la nueva Ley de Áreas Industriales exige la localización de los hidrantes para acceder a la categoría de área consolidada, con las implicaciones que eso conlleva”.

En la actualidad, el inventario gestionado por Divalterra recoge ya más de 15.500 hidrantes, cada uno de ellos con una ficha en la que se muestra la señalización, tipo, titularidad, a qué da cobertura (colegio, vivienda, falla…), estado de la trapa, número y tipo de salidas y aperturas, estado del racor, deficiencias o fugas, presión estática o el drenaje.

Asimismo, el servicio de Información Territorial traslada estos datos a los propios ayuntamientos, para que los hidrantes que no se encuentran en buen estado puedan ser reparados para mejorar sus prestaciones.