Hoy y el viernes, Nochevieja y 1 de enero, Alcoy contará con un dispositivo especial de vigilancia y control policial, con el fin de garantizar el cumplimiento de las estrictas medidas de seguridad que están vigentes en la actualidad en la lucha contra la Covid-19.

  • Se ha establecido un dispositivo conjunto de Policía Local y Cuerpo Nacional de Policía, que abarcará todo el término municipal.

Los efectivos policiales entrarán en los establecimientos hosteleros y les recordarán las medidas de seguridad existentes. Además, asegurarán la responsabilidad que para los propietarios supone su incumplimiento. Los establecimientos que incumplan serán sancionados.

Además, los efectivos policiales controlarán todas las medidas, no solo el aforo de los establecimientos y de los grupos de personas. Pues también se enfatizará en que se utilice la mascarilla, entre otros.

Alcoy se encuentra en un momento muy grave en lo que se refiere a casos de Covid-19.

La última actualización de la Conselleria recoge 647,52 casos por cada 100.000 habitantes, lo que supone un riesgo extremo. Por ello, es fundamental que todos cumplamos con las normas y extrememos la responsabilidad, ya que únicamente si todos cumplimos se podrá vencer este virus. En la situación en la que nos encontramos hay que extremar la responsabilidad, y evitar que la sanidad pueda llegar a colapsarse.

El alcalde de Alcoy, Toni Francés, reitera la extrema necesidad de cumplir con todas las medidas. “Estamos en un momento crítico, llevamos ya unas semanas en que la incidencia de casos de Covid-19 va al alza en nuestra ciudad y es responsabilidad de todos cambiar esta grave situación. A todos nos gustaría poder celebrar estas fiestas como siempre, pero este año no es posible. Tenemos que ser responsables, todos y cada uno de nosotros, pues solo de esa manera podremos acabar con el virus”.