La Generalitat Valenciana tumba el ERTE de la EMT Valencia

Tenemos una nueva novela dramática, porque la Generalitat Valenciana tumba el ERTE de la EMT Valencia.

Al final parecía que sí, pero fue que NO hay ERTE en la EMT Valencia

La Generalitat Valenciana atendiendo a los estrictos criterios marcados en el Real Decreto deniega la solicitud de ERTE de la empresa pública EMT Valencia. No cumple porque a pesar de haber bajado su facturación por la pérdida de imgresos derivada de un descenso del 80% de viajeros. Además unido a que sólo pueden circular un 30% de los autobuses, no ha visto disminuido sus ingresos lo suficiente.

Cabe recordar que el Ayuntamiento de Valencia aporta cerca de un 50% de los ingresos de la empresa EMT Valencia de la que es único propietario. Siendo su Consejo de administración formado por los concejales del Ayuntamiento.

Al no haber disminuído sus ingresos gracias a la aportación municipal no cumple los requisitos por los que se pueda efectuar un ERTE.

El ERTE se pretendía aplicar desde el 8 de abril hasta el 10 de mayo e iba a afectar a 430 trabajadores. Ahora a fecha 16 de abril, nadie sabe qué va a pasar.

¿Qué pasará ahora?

En el pasado Consejo de Administración, celebrado hace unas semanas, el único voto en contra del ERTE fue el del concejal Vicente Montañez, con la abstención del PP y de Ciudadanos y el voto favorable de Compromís y del PSPV.

Ni el Consejo ni la comisión de segyimineto del COVID del equipo de gobierno municipal quisoeron valorar el informe en contra de la Abogacía de la Generalitat. Dicho informe decía claramente «no es posible un ERTE en ninguna administración ni empresa pública» según los criterios establecidos en el Real Decreto.

Ahora con el ERTE tumbado, tampoco se sabe si la empresa cumplirá con el resto de medidas acordadas como es la reducciónd e un 10% de los salarios de los cargos directivos de la empresa puestos a dedo.

Incertidumbre total

Otra vez la EMT se sume en una nueva crisis y tremenda incertidumbre. El desgobierno y la falta de gestión es evidente y de nuevo ataca a la empresa municipal de transportes. Una empresa cuyo volumen es de más de 100 millones de euros al año y cuya gestión es muy deficiente según se desprende de todos los hechos acumulados en los últimos meses.

ERTE en EMT Valencia a pesar de los reparos de la Abogacía de la GVA