Un año más, el barrio valenciano del Cabanyal ha celebrado la fiesta en honor a su patrona, la Virgen de Los Ángeles. El Cabanyal sale a la calle con la Virgen de los Ángeles. En la parroquia del mismo nombre se han celebrado los festejos, acabando con una solemne procesión y una pequeña mascletà.

Cartel anunciador de las fiestas de este año

Cada 2 de Agosto se celebra en este barrio del Cabanyal la fiesta de la Virgen de Los Ángeles, que se vive intensamente en la Parroquia de este nombre del Cabanyal. El acto principal es una misa vespertina que ofician varios párrocos.

Este es el último año que estará el párroco titular, ya que será trasladado y se incorporará en breve un nuevo párroco. En la misa estuvieron rpesentes varios oficiantes, entre ellos párrocos de las distintas parroquias del Marítimo.

Oficiantes de la misa al incio de la procesión y clavariesa mayor de blanco.

A la misa en una Iglesia a rebosar y con mucho calor, dadas las fechas acudieron las Falleras Mayores y presidentes de las fallas del Cabanyal así como representantes de las Cofradóias de Semana Santa adscritas a la parroquia. Al ser ésta una de las sedes de la Semana Santa Marinera. también estuvo presente el Presidente de la Semana Santa Marinera y los clavarios de la Virgen.

Procesión por las calles del Cabanyal

Momento de salida del anda de la Virgen

El Cabanyal sale a la calle con la Virgen de los Ángeles. Empezó la procesión con una hora de retraso, encabezada por la Guardia de Gala a caballo y posteriormente por una banda de cornetas y tambores. Seguido por las Fallas del Marítimo. Una procesión corta por el recorrido habitual que cogregóa  centenares de personas.

El Cabanyal sale a la calle con la Virgen de los Ángeles
El Cabanyal sale a la calle con la Virgen de los Ángeles

El recorrido fue iniciado en la Plaza de Los Ángeles, para seguir por Pintor Ferrandis. Posteriormemnte C/ Escalante para llegar a la Calle Remonta y Conde de Melito. Sigueindo en pedro Maza para acabar de nuevo en la Plaza de los Ángeles, donde se disparó una mascletá.