Mirella Mollá (Compromís) solicita la retirada de unas torres de alta tensión a Delegación del Gobierno en las obras de la V21

La consellera de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica y presidenta del Consell de l’Horta, Mirella Mollà, ha solicitado a la Delegación de Gobierno que estudie una «alternativa para la reubicación de los apoyos eléctricos -afectados por las obras de la V21-, que sea más respetuosa con la huerta y con la norma que la protege«.

Mollá se alinea con el colectivo afín a Compromís Per l’Horta y polemiza con el PSPV

En una carta remitida a la delegada del Gobierno, Gloria Calero, la consellera ha expresado su apoyo a las reivindicaciones de los afectados y de Per l’Horta que el pasado domingo marcharon en contra de trasladar las torres eléctricas a emplazamientos que no se encuentren en los márgenes de los campos.

Mollá ha compartido la postura de los colectivos al reclamar una reubicación que «se haga coincidir con lindes de parcelas u otro tipo de márgenes y restos que no supongan una dificultas añadida a la actividad agraria«.

El escrito, que ya ha sido enviado, apela a la Ley 5/2018 de la Huerta de Valencia y al Decreto 2019/2018 por el que se aprueba el Plan de acción territorial de ordenación y dinamización de la huerta de Valencia.

La Consellera de Compromís no acepta la solución planteada por sus socios de gobierno del PSPV

Ha declarado que «no se puede aceptar la solución planteada» porque el emplazamiento propuesto para los apoyos eléctricos afectados por las obras «no ha tenido en cuenta los objetivos y directrices indicados» en el citado marco normativo.

Dentro de esos textos se ha referido también a las funciones reconocidas al Consell de l’Horta sobre la elaboración de dictámenes, informes, planes, programas y proyectos sobre la huerta de Valencia. Que incluyen un informe favorable del organismo en el caso de nuevas infraestructuras. Así como en la modificación y adecuación de las existentes.

Mirella Mollá, además, ha incidido en que la mejora propuesta es «técnica y económicamente factible, de manera que compromete un gesto en favor de los valores de la huerta de Valencia y de la pervivencia de la actividad agrícola que desarrollan los vecinos afectados por el traslado de los postes eléctricos«.