Innovación y CERMI ponen en marcha acciones formativas en competencias digitales

  • La formación está destinada a personas con discapacidad, pero también a desarrolladores web para mejorar la accesibilidad de las TIC

  • Un total de 965 personas recibirán formación en competencias digitales

La Conselleria de Innovación, Universidades, Ciencia y Sociedad Digital, a través de la Dirección General de lucha contra la Brecha Digital, junto y el Comité de Representantes de Personas con Discapacidad de la Comunidad Valenciana (CERMI CV) ponen en marcha un conjunto  de acciones formativas en competencias digitales.

Esta colaboración tiene dos objetivos, por un lado, realizar acciones formativas en competencias digitales dirigidas a personas con discapacidad y así reducir su brecha digital, y, por otro, realizar cursos específicos de formación en accesibilidad digital dirigidos entre otros a desarrolladores/es y gestores/as de contenido para prevenir la brecha digital relacionada con la accesibilidad digital.

  • Las acciones formativas se llevarán a cabo durante el 2021 y  forman parte del programa ciudadanía digital puesto en marcha por Dirección General de lucha contra la Brecha Digital.

Este programa centrará sus esfuerzos en llevar formación en competencias digitales a municipios en riesgo de despoblación y a personas con discapacidad, al ser espacios y colectivos especialmente afectados por la brecha digital.

La directora general de lucha contra la Brecha Digital, María Muñoz, ha explicado que la formación “está coordinada por el CERMI CV y contará con una amplia colaboración de las entidades de personas con discapacidad y diversidad funcional, que facilitarán la difusión de las actividades formativas”.

Además, María Muñoz ha indicado que “durante estos primeros meses, hemos sido testigos de cómo las tecnologías pueden ser una herramienta clave en la ruptura de las barreras para las personas con discapacidad, si sabemos hacer un buen uso de ellas”.

No obstante, ha señalado que “el acceso a las herramientas TIC debe ir acompañado de conocimiento y formación en las competencias y las habilidades necesarias para enfrentarse a los nuevos retos que la sociedad digital nos plantea”.

Por ello, según ha añadido, “desde de la Dirección General abordamos estas acciones no solo mirando a un colectivo determinado, sino trabajando por conseguir aquello que queremos ser como sociedad. Y por ello nuestra apuesta es que la tecnología y la formación en competencias y habilidades digitales se convierta en las herramientas para alcanzar una sociedad digital inclusiva donde nadie quede atrás”.

Por su parte, el presidente del CERMI CV, Luis Vaño, ha destacado que “el uso de internet y de las nuevas tecnologías por las personas con discapacidad las acerca a la población general a la hora de las relaciones sociales o a la hora de desempeñar su trabajo, incluso en situaciones como la actual, en la que el coronavirus ha acrecentado la brecha digital persistente en el colectivo social de la discapacidad”.

Cursos

Inicialmente, se van a desarrollar las siguientes acciones formativas en línea: introducción a la informática; ofimática inicial; protección de datos; taller de competencias digitales para el empleo; resolución de problemas en competencias digitales básicas; herramientas digitales para la comunicación y colaboración; y las redes sociales como herramienta dinamizadora.

Las acciones formativas presenciales se llevarán a cabo en el último trimestre del año, con al menos una edición de cada en cada una de las tres provincias de la Comunitat.

Además, se impartirán una serie de acciones formativas en línea en accesibilidad digital dirigidas entre otros a las personas que desarrollen y gestionen contenido, de aplicaciones y páginas web, con temática relacionada con la accesibilidad de desarrolladores web; a gestores de contenido; documentos accesibles en redes sociales; en contenidos audiovisuales; sensibilización en accesibilidad web.

En la formación en línea hay prevista una edición de cada uno de los siete cursos, con 50 alumnos cada uno, lo que suma un total 350 alumnos; mientras que en la formación presencial habrá 315 alumnos.

Finalmente, está previsto que en la formación en accesibilidad web se prevé formar a 300 personas, lo que hace un total de 965 personas.