Ribó gasta más de 700.000 euros en nombrar altos cargos a dedo en lugar de confiar en los empleados municipales y destinar ese dinero a medidas COVID-19

El gobierno municipal de Compromís y PSPV aumenta un 372% el gasto en altos cargos: pasa de 135.584 € en 2015 a 702.583 € en 2020 

El concejal del Grupo Popular, Juan Giner, ha advertido hoy que el gobierno del alcalde Joan Ribó y el PSPV ha incremento el gasto en altos cargos (coordinadores de área y directores generales) un 372% al aumentar el presupuesto para retribuciones de 135.584 euros en 2015 a 660.582€ en el presente año 2020.

Ribó y el PSOE disponen en la actualidad de nueve coordinadores de área y una directora general, con un coste de 702.582 euros anuales, frente a la época en que gobernaba el PP en el Ayuntamiento que tenía tres directores generales con un coste de 135.584€.

En el presupuesto municipal 2020, ha resaltado el edil popular, “el gasto destinado a plantilla municipal (entre ellos nuevos policías y bomberos) se incrementó un 6,30 %,  las retribuciones de órganos de gobierno un 23,30 %.

Asimismo, Juan Giner ha desvelado también que el gasto en retribuciones de altos cargos de los órganos de gobierno ha aumentado un 23% en el presupuesto de este año 2020. Según ha explicado, “el presupuesto general de la plantilla del Ayuntamiento de Valencia se incrementó en 2020 un 6,30% mientras que las retribuciones de órganos de gobierno subió un 23,30% hasta alcanzar un gasto anual de 3.217.731€.”

En una respuesta oficial a una iniciativa presentada por el concejal del Grupo Popular a la Comisión de Informativa de Gestión de Recursos y Personal, el gobierno de Ribó admitía que el incremento del 23,30% de los gastos en retribuciones de los órganos de gobierno era debido “al nombramiento de coordinadores en las áreas que todavía no las tenían”.

En ese sentido, ha continuado exponiendo el concejal Popular, que “a pregunta cursada a esa Comisión, en el mes de enero de este año se nos contesta que el incremento del 23,30% es ´para el nombramiento de coordinadores en las áreas que todavía no las tienen´ y  que el gasto previsto para el 2020 a esa fecha era de 704.583,65 euros.

“Un gasto que ahora seguro se ha incrementado, toda vez que hace unas semanas, mientras que los vecinos más vulnerables por las consecuencias de la crisis intentaban afrontar el día a día de su maltrecha economía familiar y en el mejor de los casos levantar las persianas de sus negocios que estaban cerrados desde hace tres mese, afrontando costes y sin ningún ingreso”, ha declarado.

El coste de personal del Ayuntamiento de Valencia se ha elevado en cinco años, desde que entró el nuevo gobierno encabezado por Joan Ribó, en algo más de 101 millones de euros. La partida destinada a pagar las nóminas de los empleados públicos en los presupuestos, de ha pasado de los 329,7 millones que el consistorio empleaba hace cinco años a los 431,3 que se han consignado en las cuentas municipales para 2020.

El edil popular ha criticado que “en la situación actual de crisis sanitaria, con cientos de miles de valencianos afectados por la paralización de la economía provocada por el estado de alarma, y con la necesidad ineludible de que las Administraciones Públicas prioricen al máximo todos sus recursos en ayudas sociales y en dinamizar la economía, no podemos permitirnos que el Ayuntamiento haya triplicado los altos cargos designados a dedo por Ribó”

Además, ha continuado manifestando el concejal Popular, “si hemos sido capaces de otorgarles a los empleados municipales nuestra confianza en los momentos más críticos de la crisis, y nos han respondido con una responsabilidad y profesionalidad incuestionable, ahora más que nunca deberíamos confiar en ellos para que asuman la dirección de los cargos más altos de la pirámide funcionarial, pues todos tenemos claro que nadie mejor que ellos pueden reactivar la parálisis en la tramitación que tienen ciertos servicios, sin ir más lejos y desgraciadamente el atasco de Licencias”.

Comisionado Valencia Music City

Por otra parte, la concejal popular Julia Climent ha denunciado que Ribó va a nombrar un nuevo comisionado especial  para Valencia Music City sin contar con el personal del Ayuntamiento ni del Palau de la Música. “El Grupo Popular está completamente a favor de que la ciudad obtenga la consideración de la UNESCO como Valencia Music City, pero pensamos que el Ayuntamiento dispone de personal capacitado y con formación contrastada para asumir el cargo de comisionado, sin necesidad de aumentar el gasto municipal con personal externo”: