Casi de manera categórica podemos afirmar que las negociaciones en el ámbito de la huelga MIR en la Comunitat Valenciana están completamente rotas y suena ya a tragedia épica. Así, después de que los MIR ayer mismo acusaran a Sanitat de no querer negociar y de enviar a técnicos y no haber ningún alto cargo ni responsable político en las negociaciones, se sentían utilizados e indignados.

Pues hoy mismo desde la Consellería de Ana Barceló han contraatacado duramente, con lo que ya es de facto, la perpetuación de la ruptura total de las negociaciones, si es que alguna vez las hubo.

La Consellería ha pasado de «no saber por qué se manifiestan» a negarse a sentarse con el comité de huelga, para al final tener una reunión nuevamente para permanecer inmóviles en su postura. Ahora esta es la crónica de una tragedia anunciada y que desgasta incluso a los propios miembros del Botanic.

COMUNICADO DE LA CONSELLERÍA DE SANITAT

La Conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública ha manifestado desde un primer momento su voluntad de alcanzar acuerdos con el comité de huelga de los Médicos Internos Residentes en formación. “El objetivo siempre ha sido el de abrir un espacio de diálogo que, siempre seguirá abierto. Para dirigir las reivindicaciones que planteaban hacia un marco legal que ofreciera seguridad jurídica”, ha señalado la consellera, Ana Barceló.

“En una negociación debe existir voluntad de llegar a acuerdos por ambas partes”

La técnica kamikaze de echar leña al fuego puede hacer que los MIR respondan con más movilizaciones

La titular de Sanidad ha manifestado también que “en una negociación debe existir voluntad de llegar a acuerdos por ambas partes. Desde esta conselleria siempre se han tenido en cuenta las reivindicaciones de los médicos residentes, puesto que no son el futuro, sino parte ya del sistema público sanitario. Lo demuestra el hecho de que muchas de sus reivindicaciones ya se aplicaban en la Comunitat Valenciana”.

En la Comunitat Valenciana, el 70% de las reivindicaciones que ha planteado el comité de huelga, ya están reconocidas y se están aplicando. Entre ellas, el descanso obligatorio de 36 horastras la realización de guardia en sábado y tras guardia de 24 horas, así como el descanso mínimo de 12 horas entre jornadas. También la jornada laboral ordinaria máxima de 37,5 horas y la cotización de las horas de guardias médicas.

Sanidad niega que no cuenten siempre con supervisión de otro médico, una de las reivindicaciones más demandadas por los MIR

Por otra parte, cuentan con la exención o reducción de número de guardias durante 12 meses si se tiene hijos de menos 1 año (tanto padres como madres), tal y como se reconoce para el personal estatutario. Además cobran el 100% de la incapacidad temporal desde el primer día de baja y, en caso de baja laboral, cobran 54 horas de guardia en las mismas condiciones reconocidas al personal estatutario.

Los MIR siempre están supervisados por un adjunto especialista. Cuentan con los materiales adecuados y homologados para la correcta asistencia sanitaria como cualquier empleado. También están cubiertos por un seguro de responsabilidad civil, como el resto del personal y, una baja laboral por contagio o aislamiento está considerada como baja por enfermedad profesional.

Por otro lado, en la Comunitat Valenciana está establecida una ratio máxima de 4 residentes por adjunto con un máximo de un R1 (residente de primer año).

Barceló se excusa en que sus reivindicaciones no son de competencia autonómica

Sin embargo, en la negociación hay una serie de reivindicaciones no disponibles por parte de la Conselleria de Sanidad, al tratarse de características o requisitos que ya vienen establecidas en el RD 1146/2006 y, por tanto, son de ámbito estatal.

Por ejemplo, la equiparación salarial con las demás CCAA. En este sentido, la Comunitat Valenciana es la segunda autonomía que mejor retribución ofrece en el cómputo total de retribuciones. Ha sido, precisamente, la Comunitat Valenciana la que ha planteado al Ministerio de Sanidad la creación de un foro estatal en el que se aborde la mejora de las retribuciones de manera unificada en toda España.

Tampoco compete a la administración autonómica el otorgamiento de Visado de Residencia y Trabajo por Cuenta Ajena a especialistas extracomunitarios que accedan a una plaza de especialista interno residente.

Compromisos adquiridos por la conselleria

Dentro del marco de la negociación, la conselleria se ha comprometido a trasladar al Foro Autonómico para su aprobación las siguientes medidas:

  • Espacios de descanso dignos durante las guardias.
  • 5 guardias obligatorias al mes, como máximo, en cualquier programa formativo sin sobrepasar voluntariamente las 7 guardias al mes. Todo ello en cómputo semestral.
  • Máximo de un domingo y un sábado por cada 7 guardias.
  • La creación de un órgano supervisor de la condiciones de trabajo de los MIR.

Consellería de Sanitat Universal i Salut Pública

Una ruptura anunciada y un problema de consecuencias épicas para el Botanic

El único que ahora puede mediar es una intervención directa del President de la Generalitat Valenciana Chimo Puig. Pero sería vista como la vigésima desautorización pública que hace a su Consellera de Sanitat, Ana Barceló. Pero el problema ya es de medidas épicas. Ya que por separado, cada uno de los miembros del Botanic, o sea PSPV, Compromís y Podemos han mostrado su apoyo a los MIR. En el mismo cada uno culpa al otro de no apoyar lo sufuciente a estos médicos en formación.

El problema radica que el hartazgo de los MIR es evidente y se les ha agotado la paciencia. Así, pude verse que radicalicen sus posturas, como sería lógico y que los miembros del Botanic, utilizasen este problema como arma arrojadiza entre ellos.

60 días de huelga. Los MIR critican la falsa negociación con Conselleria “Nos han convocado porque les hemos denunciado”.