Estudiantes de Selectividad apelan a la Conselleria de Educación a solucionar el examen «más difícil»

Alumnos realizando las PAU, hoy en València.

Alumnos realizando las PAU, hoy en Valencia.

Los alumnos piden la impugnación de la prueba «más difícil de todos los años» – Valenciano e Historia se centran en Fuster, Estellés y Primo de Rivera

El primer día de las Pruebas de Acceso a la Universidad (PAU) de este 2019 ha terminado con un sabor muy amargo para el estudiantado que se ha presentado al examen de Matemáticas II en la Comunitat Valenciana.

Los futuros universitarios han elaborado una petición en la plataforma Change.org destinada a la Conselleria de Educación con el objetivo de buscar «soluciones ante el examen más difícil de matemáticas II de selectividad de la Comunidad Valenciana (sic.)».

Según expone el creador de la petición, Rubén García Ferrer, «se trata del examen más difícil de todos los años», por lo que «exigimos una solución ya».

La movilización en redes ha sido inmediata como resultado del enfado colectivo por la supuesta complejidad del examen.

Aunque la prueba ha terminado a las 17.00 horas, la petición sumaba más de 5.000 adhesiones a las 19 horas de la tarde de este martes.

Entre los motivos alegados por los firmantes para unirse a su queja se podía leer que «un examen así el primer día ya te anula para el resto de los exámenes» o que «perjudica a alumnos que quieren acceder a carreras universitarias con unas notas muy superiores a la media».

Otra estudiante asegura en los comentarios de la plataforma que «es vergonzoso lo que han hecho este año con el examen de matemáticas», mientras que otro de los estudiantes que ha rubricado la queja ha protestado afirmando que «es intolerable.

Ese examen no es para evaluar los conocimientos adquiridos por los alumnos, claramente es para suspenderlos».

Otro firmante puntualiza que «habría que tramitar una impugnación del examen por los trámites habilitados presentándola por el registro de entrada ante la Comisión Gestora de la PAU, junto con la recogida de firmas que se están consiguiendo».

examen de matemáticas
examen de matemáticas

Ayer, el campus de Tarongers de la Universitat de València (UV) y el de Vera de la Universitat Politècnica (UPV) eran, posiblemente, uno de los puntos con más estudiantes por metro cuadrado. La primera prueba –igual que el curso pasado– fue Historia de España, en el que el alumnado tuvo que elegir entre un texto posterior a la revolución de 1868, conocida como la Gloriosa, sobre la ley electoral -un claro guiño a la situación política actual; o la segunda opción, en la que había que explicar las causas del golpe de Estado de Primo de Rivera y las diferencias entre su dictadura y la de Francisco Franco.

A mitad de mañana, el alumnado se mostraba menos nervioso y más seguro que a primera hora. En general, las sensaciones eran buenas tras Historia.

«Hay un poco de todo. Pero hemos visto que las dos opciones eran bastante asequibles y ya había salido algo parecido antes», explicaba Pepe Torres, profesor de Historia del IES Tavernes Blanques.

A la alumna Marina Contell, el examen le había hecho «estar confiada para seguir con la semana». «Estos días he intentando aprovechar el tiempo, no distraerme con el móvil y hacer muchos esquemas», decía.

Su compañera Victoria Blanco incidía en que lo más importante «es organizarse bien, porque el último día no se puede con todo»; y Óscar Bermell, también de Tavernes Blanques, explicaba que Historia «ha sido en lo que más horas he invertido».

La segunda prueba fue la de Valenciano, en la que se propuso un texto de Quim Monzó, sobre el oficio de escritor y el placer de escribir, incluido en su obra Vuitanta-sis contes; y otro publicado en la revistaSaó en 2017, sobre una campaña de promoción del valenciano de la Diputació.

Tanto la literatura como la defensa de la lengua son temas recurrentes. En cuanto a autores, las opciones fueron Vicent Andrés Estellés y Joan Fuster. La Selectividad no solo la pasan los alumnos. Las familias también y, a través de los ojos de buey de las puertas, los docentes.