El PP celebró este jueves un mitin en el Oceanográfico de Valencia que contó con la presencia del candidato a la presidencia del Gobierno, Pablo Casado, que demostró un gran conocimiento de la agenda política de la Comunitat, sin precedentes entre los presidenciables que han visitado Valencia con motivo de las elecciones.

Un despliegue que fue desgranando, desde el corredor mediterráneo, pasando por la defensa de instituciones como Lo Rat Penat hasta las denuncias de los populares valencianos de las irregularidades en las subvenciones que afectan al hermano del presidente Puig.

El acto lo inició María José Catalá, portavoz del PP en el Ayuntamiento de Valencia, que dió la bienvenida a los asistentes, para seguir criticando que «los nacionalistas» de Compromís y su «muleta socialista» no «están a la altura de la ciudad».

Ha mencionado la estafa de la que ha sido objeto la EMT por falta de control, nulo control, y excesiva arbitrariedad del Concejal Presidente. Una bonita ciudad se esta convirtiendo en agobiante.

Agradeció la visita de Casado durante la fiesta del 9 d’octubre y haber participado en la procesión cívica y en las ofrendas.

La candidata al Congreso, Belén Hoyo, hizo hincapié en la habitual presencia de Casado en la Comunitat (16 veces este año), mientras que la presidenta del PPCV, Isabel Bonig, fue la primera en apelar al voto útil «para echar a Sánchez», además de asegurar que «estas son unas elecciones en la que la Comunitat nos jugamos mucho, porque necesitamos un Gobierno del PP que vuelva a instaurar la libertad educativa, que esta Comunitat siente en castellano y en valenciano, y tan valencianos son los de Alzira como los de la Vega Baja».

El candidato del PP a la Presidencia del Gobierno, Pablo Casado, se ha comprometido con varias de las reivindicaciones valencianas en el acto central de campaña ante unas 800 personas -200 se quedaron fuera- que han llenado el recinto del Oceanográfico.

Financiación, Corredor Mediterráneo, Plan espacial Albufera

El líder popular ha demostrado conocer las principales exigencias valencianas y ha garantizado que las atenderá si es presidente del Gobierno tras el 10N.

«Voy a reformar el sistema y mejorar la financiación para la Comunitat Valenciana», ha asegurado Casado después de recordar que el sistema aprobado por su partido en 2002 fue «destrozado» por Zapatero siete años después con una remodelación que el PP no respaldó.

De esta manera, Casado, pese a que su partido no lo modificó durante los siete años de Mariano Rajoy al frente de La Moncloa, sí ha evidenciado un compromiso con esta reforma con la que el socialista Pedro Sánchez se ha mostrado más titubeante en los últimos mítines en tierras valencianas.

De hecho, solo este mismo jueves en la recta final de campaña, el candidato del PSOE sí manifestó en Castellón un compromiso más claro para abordar la reforma.

Ahora bien, el mes pasado, durante el acto celebrado en La Pechina, aseguró que si ganaba modificaría el sistema «en los próximos cuatro años» mientras que en el mitin del pasado sábado ni siquiera llegó a mencionarlo.

No ha sido la única reivindicación relacionada con los asuntos valencianos. Casado ha expresado su intención de dar un impulso al Corredor Mediterráneo y ha sacado pecho de la inversión acometida por su partido cuando gobernaba en España.

En esta línea, el candidato del PP también ha garantizado el «impulso al sector productivo valenciano» y, en especial, «a la industria del motor», ha subrayado, para mencionar a renglón seguido a Ford Almussafes. 

Sobre esto, se ha preguntado «cómo es posible que la ministra –de Economía en funciones, Nadia Calviño– ponga en riesgo, en una entrevista por la mañana, a un sector que emplea a miles de familias en toda España».

«Un día no quieren el diésel, otro el motor de combustión… no todo el mundo tiene la suerte de tener un Falcon o de comprarse un coche eléctrico», ha recalcado, afeándoles que se hagan «los simpáticos en Europa».

Casado, Bonig, Hoyo, de la Rosa, Catalá en mitin PP
Casado, Bonig, Hoyo, de la Rosa, Catalá en mitin PP

No han sido los únicos compromisos en clave valenciana del aspirante popular quien también ha manifestado su respaldo al sector cerámico y a los cítricos valencianos. 

Una cadena de compromisos y reivindicaciones con la agenda valenciana que ha recordado a las habituales exigencias que reclama el Botànic II formado por PSPV, Compromís y Unides Podem, y sobre la que otros dirigentes como el propio Sánchez han pasado de puntillas en sus últimas visitas de campaña.

Soy uno de los vuestros

«Soy uno de los vuestros», ha exclamado en el mitin, donde ha vuelto a exigir que la Comunitat no se convierta «en el anejo de unos fantasmagóricos ‘països catalans'».

«No os dejéis mancillar, no lo voy a permitir», ha enfatizado a centenares de asistentes.

Casado ha arrancado su discurso en clave valenciana, recalcando que está «orgulloso del PPCV ahora y siempre» y que es una tierra que quiere por su hijo alicantino y su mujer ilicitana.

Por contra, ha asegurado que le suena «raro» oír a Compromís al PSPV hablar de País Valencià.

También ha prometido atender a los agricultores afectados por tratados comerciales a impulsar una «negociación justa» con la Unión Europea, para un comercio «libre pero con los mismos requisitos sanitarios».

Para ello, ha destacado que el portavoz ‘popular’ en el Europarlamento, el valenciano Esteban González Pons, «se está dejando la piel después de la peor campaña de los últimos años».

Más allá de la economía, Casado ha mostrado su intención de que la lengua «no divida» a los valencianos, al estar «orgulloso de que en España haya distintas lenguas y que convivan y enriquezcan».

Ha puesto como ejemplo que en la pensión de Muro d’Alcoi (Alicante) donde ha comido esta tarde la propietaria le ha hablado en valenciano, como también sus abuelos.

«¿Qué problema hay para estudiar en valenciano sin acabar con el español?», ha reivindicado, lo que ve como «una manía de querer hacer ingeniería social con la lengua, la identidad, la historia y los sentimientos».

Ha destacado así el papel de Lo Rat Penat, «esa asociación civil que defiende el valenciano como parte de la identidad de España».

Rechaza investir a Sánchez: «Comparsas son otros»

El líder del PP ha asegurado que «Ciudadanos y Podemos ya han avisado de que investirían a Pedro Sánchez si gana las elecciones» generales y ha garantizado que el Partido Popular no facilitará en ningún caso esa investidura del candidato socialista porque «son la alternativa» y «lo opuesto» a su proyecto político.

«Los comparsas son otros», ha sentenciado.

«Comparsas son otros. Nosotros a liderar España», ha proclamado Casado ante un público entregado, que coreaba ‘oa, oa, oa, Casado a la Moncloa’.

El presidente del PP ha acusado a Sánchez de «forzar» la repetición de las elecciones» buscando «su interés personal y partidista», dado que, según ha dicho, es una persona «egoísta». Eso sí, ha advertido de que ahora «el tiro le puede salir por la culata» este domingo.