El músico británico ha fallecido a los 80 años tras varios días hospitalizado en estado crítico

Está considerado como el percusionista más influyente de los 60 por su labor en grupos como Cream o Blind Faith

Ginger Baker, batería de grupos como Cream o Blind Faith, ha fallecido este domingo a los 80 años de edad, según ha informado su familia en su cuenta de Twitter. La familia había anunciado hace una días a través de la red social que el músico que se encontraba «críticamente enfermo en el hospital».

El estado de salud de Baker era complicado después de que en 2013 anunciara que sufría una enfermedad pulmonar obstructiva crónica, causada por el tabaquismo, así como dolor de espalda crónico debido a una osteoartritis degenerativa.

En julio de 2016, Baker se sometió a una cirugía a corazón abierto después de ser diagnosticado con una afección cardíaca «mayor». Cuatro meses antes había sufrido una caída en su casa, lo que lo obligó a cancelar conciertos con su banda Air Force 3.

Nacido en 1939 en Lewisham, un municipio del sudeste de Londres, Peter Edward ‘Ginger’ Baker está considerado como el primer batería estrella y el percusionista más influyente de los años 60.

El primer ‘supergrupo’ de la historia

En su adolescencia se despertó un gran interés por la música, especialmente el jazz, a principios de los 60 entró a formar parte de Blues Incorporated, la banda fundada por Alexis Korner y Cyril Davis.

Tras su paso por The Graham Bond Organisation, en 1966 Ginger Baker fundó Cream junto al bajista Jack Bruce -con quien ya había coincidido en formaciones anteriores- y el guitarrista Eric Clapton, muy conocido por su labor en bandas como John Mayall’s Bluesbreakers o Yardbirds.

El trío -considerado el primer ‘supergrupo’ de la historia del pop, debido al bagaje anterior de sus componentes- redefinió el sonido rock, gracias en buena medida a los ‘riffs’ singulares de Clapton pero también a la particular forma de tocar la batería de Baker, quien incorporó todas sus influencias del jazz al sonido hard-rock de la banda británica. El hecho de que los tres miembros del grupo hicieran voces solistas y coros fue otro de sus elementos distintivos.

El éxito de Cream fue inmediato y, sobre todo, influyó a innumerables artistas contemporáneos y posteriores. En apenas dos años publicaron cuatro álbumes antes de separarse en 1968 con una gira que tuvo como momento cumbre sus dos noches en el Royal Albert Hall de Londres. Las diferencias entre Baker y Bruce dieron al traste con el futuro de la banda, que en su corta historia produjo temas como «Sunshine of your love», «Feel free», «Spoonful» o su versión del «Crossroads» de Robert Johnson.

Cream, durante sus conciertos de reunión en 2005.
Cream, durante sus conciertos de reunión en 2005. EFE

Blind Faith y otros proyectos

Tras la separación de Cream, Ginger Baker entró a formar parte de Blind Faith, el nuevo ‘supregrupo’ de Eric Clapton que en esta ocasión contó con la presencia de Steve Windwood (Spencer Davis Grup, Traffic) y Ric Grech (Family).

Pero en este caso la vida de Blind Faith fue aún más corta que la de Cream y tras apenas un año y un único disco publicado, la formación se separó.

De la desbandada surgió Ginger Baker’s Air Force, en cuya alineación inicial figuraban todos los miembros de Blind Faith con excepción de Clapton, y con la que registró un par de discos a principios de los 70.

Durante esa década, el batería abrió un estudio de grabación en Lagos (Nigeria) y colaboró con músicos de aquel continente, como Fela Kuti.

Posteriormente regresó a Europa y colaboró con artistas de estilos muy diferentes como Public Image Ltd.Masters of Reality o Gary Moore.

En 2005 se reunió con sus excompañeros de Cream para una serie de conciertos en el Royal Albert Hall de Londres y en el Madison Square Garden de Nueva York, aunque el proyecto no tuvo continuidad.

La muerte de Ginger Baker se produce cinco años después de la de Jack Bruce, quien falleció en 2014 a los 71 años tras una enfermedad hepática.