Recordando a Sir Peter Blake leyenda de la Volvo Ocean Race

Recordando a Sir Peter Blake Han pasado 16 años desde que perdimos a Sir Peter Blake, una de las mayores leyendas de la Volvo Ocean Race.Recordando a Sir Peter Blake Han pasado 16 años desde que perdimos a Sir Peter Blake, una de las mayores leyendas de la Volvo Ocean Race.

Han pasado 16 años desde que perdimos a Sir Peter Blake, una de las mayores leyendas de la historia de la Volvo Ocean Race.

Fue patrón en tres proyectos diferentes de la regata y logró finalmente su sueño de levantar el trofeo en su quinto intento, con el Steinlager 2 en 1989-90.

Y lo hizo con estilo con una auténtica exhibición en una de las mejores campañas en la historia de la regata.

Blake, venerado por muchos como el mejor navegante de la era moderna, tenía 24 años cuando participó en la primera Whitbread como jefe de guardia a bordo del Burton Cutter.

Fue el comienzo de una obsesión de 16 años con una competición que le trajo mucha adversidad, mala fortuna y varios fracasos antes de que finalmente obtuviera la victoria en 1989-90.

Blake y su equipo ganaron las seis etapas en esa quinta edición, un logro sin precedentes, y el regatista de 2.03 metros de altura, reconocible al instante por su cabello rubio y su peculiarmbigote, pudo cumplir el mayor sueño de su vida.

Pero no fue fácil, y casi se trunca al inicio, después de un duro revés previo a la regata que había amenazado con descartar al gran neozelandés una vez más.

En su quinta edición de la Whitbread, Blake dio un paso radical y construyó el yate más grande y pesado de la carrera, con un 20% más de superficie vélica que sus principales rivales.

El barco construido inicialmente tuvo que desecharse en la etapa de acondicionamiento después de que se descubriera que se habían deslaminado grandes áreas del casco de alta tecnología de fibra de carbono moldeada.

El retraso costó dos meses de preparación, pero una vez que comenzó la competición, no había nada que detuviera a Blake y su Steinlager 2, ya que barrieron a todos rivales. Los aficionados vibraron con la gran pelea que libraron con el Fisher & Paykel de Grant Dalton, pero el equipo de Blake fue por delante en todo momento.

De hecho, en su Auckland natal, solo una milla separó a los barcos. La batalla que siguió fue una de las más memorables en la historia de la vela, ya que Blake sacó lo mejor de su rival para robarle los honores en su ciudad natal. El periodista Peter Montgomery narró el duelo de forma épica.

“Ya era hora de que alcanzáramos el Everest”, dijo Blake, que lograría mucho más en la vela, pero nunca volvería a participar en la Volvo Ocean Race.

Recordando a Sir Peter Blake  Han pasado 16 años desde que perdimos a Sir Peter Blake, una de las mayores leyendas de la Volvo Ocean Race.

Recordando a Sir Peter Blake
Han pasado 16 años desde que perdimos a Sir Peter Blake, una de las mayores leyendas de la Volvo Ocean Race.

Knut Frostad, ex CEO de la Volvo Ocean Race, calificó a Sir Peter como “el mejor en términos de marinería. Fue una inspiración para mí personalmente y para muchos otros navegantes que han participado en esta regata. Tenía una determinación increíble y era un líder extraordinario. No fue solo por el hecho de todo lo que ganó, sino por la forma en que lo hizo. Era un verdadero caballero”.

Blake también será recordado por una de las citas más memorables sobre la Volvo Ocean Race. “Probablemente estarás asustado, preocupado… La odiarás, despreciarás por completo el hecho de que estar participando y cuando llegues a la meta, sabrás por qué: porque no hay nada igual. Se te mete en la sangre y no puedes deshacerte de ella”.

Blake ganó posteriormente la Copa América con Nueva Zelanda -incluyendo una histeria colectiva en su país por llevar sus calcetines rojos de la suerte- y trabajó incansablemente para aumentar la concienciación medioambiental.

Fue asesinado trágicamente a tiros por loos piratas en diciembre de 2001 durante un viaje de las Naciones Unidas a Sudamérica. Tenía solo 53 años y su muerte conmocionó a todo un deporte y a una nación entera.

Su viuda, Lady Pippa Blake, fue nombrada embajadora de las Leyendas de la Volvo Ocean Race en 2011, cuando los veteranos de la regata compitieron por el Trofeo Sir Peter Blake.