Marcelino García Toral afirmaba en la sala de prensa de Mestalla, tras la derrota ante el Arsenal y la eliminación en la UEFA Europa League, que “antes que nada, felicitar al Arsenal, que en el cómputo general ha sido superior y le deseo una buena final y que tenga la oportunidad de ganarla. Han demostrado tener una gran pegada, que ha coincidido con un balance defensivo no bueno. Además, encajando siete goles en dos partidos es muy difícil jugar una final”.

Clave, recuperar a sus jugadores

Recuperar a los futbolistas no es fácil después de este partido. Primero, dijo Marcelino, quiero agradecerles a los jugadores, mostrarles mi orgullo por entrenarles, por llegar hasta aquí, por competir desde enero todas las semanas tres partidos y eso nos puede haber pasado factura a la hora de tomar decisiones rápidas. Estoy muy orgulloso de esta plantilla, comenzamos de forma fabulosa, marcamos y les hicimos dudar, pero una acción muy sencilla de un saque de puerta. Aubameyang nos marcó. Y ahí se acabó.

Toca reaccionar y pensar en el Alavés

Nuestra obligación manifestó Marcelino, es levantarnos, dentro de tres días nos jugamos otra final y tenemos que ganar. Es un partido muy importante para un grupo que ha pasado muchísimas adversidades a lo largo de la temporada. Tenemos que creer en nosotros mismos y debemos darnos cuenta de que necesitamos crecer. Hay que ganar el partido del domingo para tener opciones reales de jugar la Champions la próxima temporada. Lo de atrás ya no tiene solución sino lo que viene. Mañana estaremos tristes, pasado menos y el domingo se centrará en ganar. Seguimos peleando, ya que nos quedan dos extraordinarios objetivos por delante.

Agradecimiento a la afición

Terminó Marcelino diciendo: También quiero darle las gracias a la afición por su espectacular recibimiento y por su gran apoyo y a la que le pido que nos ayude también el domingo. Es indudable que el Arsenal tiene un potencial económico mayor que el nuestro, pero eso lo ya sabíamos. Y eso no nos debe servir de excusa. En algo que fuimos muy eficaces y que nos ha llevado hasta aquí, lo hemos perdido. Hemos cometido excesivos errores, algunos individuales y otros conceptuales que nos ha privado de tener una eliminatoria más igualada.