LA NUEVA ZONA ESCOLAR DE VALENCIA ES LA COARTADA PARA ELIMINAR CONCIERTOS EDUCATIVOS

LA NUEVA ZONA ESCOLAR DE VALENCIA ES LA COARTADA PARA ELIMINAR CONCIERTOS EDUCATIVOSLA NUEVA ZONA ESCOLAR DE VALENCIA ES LA COARTADA PARA ELIMINAR CONCIERTOS EDUCATIVOS
  • Cristóbal Grau: “El Grupo Municipal Popular presentará una moción al próximo Pleno para que se mantengan los conciertos en Bachillerato y Formación Profesional actualmente existentes.”
  • “Al ampliarse las Áreas escolares se amplía también el número de centros públicos que corresponden a cada una de ellas. Al ser en estos centros donde se acumula el mayor número de plazas vacantes, consiguen que haya vacantes públicas en todas las zonas para, de esta forma, justificar la eliminación de conciertos por innecesariedad, sin atender a la demanda de las familias”.

 El concejal del Grupo Municipal Popular, Cristóbal Grau, se ha mostrado muy escéptico respecto a la nueva zonificación de áreas escolares en la ciudad de Valencia, afirmando que “la propuesta de Consellería, como suele suceder con las iniciativas del Tripartito, tiene trampa”.

Lo que en realidad pretenden con la ampliación del ámbito de los distritos y áreas escolares es prepararse el terreno para acabar con el mayor número de conciertos educativos en Valencia, especialmente en Bachillerato y Formación Profesional,” ha destacado.

En este sentido, el nuevo Decreto de conciertos publicado el mes pasado, condiciona la firma del concierto en estas enseñanzas a la inexistencia de plazas suficientes en los centros públicos de la zona. “A nadie se le escapa que es en los centros públicos, fundamentalmente en los institutos, donde mayor número de plazas vacantes hay, de forma que al ampliar las zonas son más los institutos y, por ende, las plazas públicas vacantes existentes en cada una de ellas,” ha advertido.

La nueva zonificación y el arreglo escolar conjunto para la pública y la concertada, aprobado el año pasado por el conseller Marzá, “les facilita la eliminación de conciertos.” No ocurriría así con el anterior modelo de distrito único impulsado por el Partido Popular, “toda vez que el arreglo escolar se hacía de forma separada para la enseñanza pública y la concertada.”

Cristóbal Grau ha explicado que “de esta forma, llegado el momento de aprobar los conciertos solicitados, la Consellería siempre podrá ampararse en la existencia de plazas públicas vacantes en la zona para denegarlos”.

“Se han dado cuenta que con la zonificación que aprobaron el año pasado existían áreas con muchos colegios concertados y pocos institutos, lo que les hubiera complicado eliminar conciertos en estas zonas,” ha indicado.

A modo de ejemplo, en el anterior Área 1 existían 9 colegios concertados y 3 institutos y en el Área 4-A había un total de 8 colegios y 3 institutos, de manera que en estas zonas era más difícil eliminar conciertos. Al unificar estas áreas e incorporar el anterior Área 4-B, con otros tres institutos y tan solo 3 concertados, el riesgo de perder el concierto ya no sólo afecta a estos 3 últimos sino a los 20 centros concertados del nuevo Área 1 (integrada por las antiguas áreas 1, 4-A y 4-B).

“Y esto es así porque tanto el Consell como el alcalde y el resto del gobierno tripartito parten de una errónea concepción de la enseñanza concertada como subsidiaria de la pública, entendiendo que el concierto sólo procede donde no hay plazas públicas,” ha lamentado.

“Les da igual la demanda de las familias y el carácter complementario y no subsidiario de las dos redes, pública y concertada. Lo cierto, en definitiva, es que cuando se abra el plazo para que las familias soliciten plaza, habrá centros a los que no podrán acceder porque ya les habrán quitado el concierto, salvo que su nivel de renta les permita pagarse una enseñanza privada,” ha señalado.             

 Por eso el Grupo Municipal Popular presentará una Moción al próximo pleno del Ayuntamiento de Valencia para que la aprobación de los nuevos conciertos se haga en función de la demanda de plazas concertadas de las familias. “Lo que queremos es invertir el orden del proceso, por una cuestión de puro sentido común y de respeto al derecho de las familias a elegir centro: que se oferten las mismas plazas concertadas que este curso, que presenten las solicitudes las familias y, a partir de entonces, una vez conocida la demanda, que se aprueben los conciertos correspondientes,” ha concluido.