La Fe afirman que la circulación cerebral es clave para conocer el bienestar fetal

La Fe afirman que la circulación cerebral es clave para conocer el bienestar fetal. Médicos de La Fe afirman que la circulación cerebral es clave para conocer el bienestar fetal al final de la gestación. Profesionales del Servicio de Obstetricia del Hospital Universitari i Politècnic La Fe afirman que la evaluación de la circulación cerebral fetal en las últimas semanas de gestación es crucial para conocer y prevenir algunas de las anomalías del periodo perinatal.

Hasta ahora se había considerado que solamente los fetos con bajo peso podían presentar riesgo de complicaciones al final de la gestación, sobre todo si existían anomalías Doppler o del flujo sanguíneo. Esto implicaba que en general la restricción del crecimiento fetal se identificaba con el bajo peso mientras que la buena salud fetal se asociaba con el peso adecuado a la edad gestacional.

Sin embargo, investigaciones recientes realizadas por el Servicio de Obstetricia del Hospital La Fe, en colaboración con la Unidad de Medicina Fetal del Hospital St. George’s de Londres, han descubierto que en ocasiones algunos fetos con un peso aparentemente normal pueden presentar también hipoxia crónica, es decir bajos niveles de oxígeno en sangre.

“Los fetos con retraso de crecimiento suelen tener un peso bajo, pero éste factor no es el único a tener en cuenta, ya que también existen fetos con peso normal que pueden presentar problemas. En estos casos la única manera de detectar una falta de oxígeno es la medición mediante Doppler del flujo cerebral”, ha explicado el Dr. José Morales Roselló, facultativo del servicio de Obstetricia del Hospital La Fe. “Hemos demostrado que estos fetos comunican su malestar vasodilatando las arterias cerebrales incluso en ausencia de otros indicadores de malestar fetal”.

“A pesar de que siguiendo los estándares poblacionales dichos fetos presentan un peso aparentemente normal, pueden ser pequeños en comparación con su potencial de crecimiento individual. Como no existen parámetros fiables para evaluar cuál sería el crecimiento potencial de cada feto, para discernir si éste presenta hipoxia crónica se debe valorar la vasodilatación cerebral mediante la ecografía Doppler“.

“Nosotros proponemos que además de la estimación del peso fetal se debe tener muy en cuenta el flujo sanguíneo del feto, en especial el flujo cerebral y su relación con flujo umbilical, lo que denominamos cociente cerebroplacentario, ya que se ha evidenciado que este determina la salud fetal incluso mejor que el peso”, ha confirmado el Dr. Morales Roselló. Esto nos puede servir para prevenir desenlaces adversos e inesperados en el parto, especialmente en niños con un peso normal, en los que no se había barajado la posibilidad de que pudiera presentarse alguna complicación”.

El periodo fetal influencia la vida del adulto

Algunas de las alteraciones neurocognitivas del adulto podrían originarse durante la vida fetal. Son ejemplos la diabetes y la hipertensión. De la misma forma, los corazones de fetos con retraso de crecimiento se desarrollan de manera anormal pudiendo dar lugar a enfermedades cardíacas en el adulto. Ahora también se sabe que la restricción de crecimiento incluso siendo sutil puede ocasionar un desarrollo subóptimo de las conexiones cerebrales.

“En el caso de los fetos pequeños o con anomalías hemodinámicas, los resultados en los tests neurocognitivos puntúan ligeramente más bajo a causa de un menor desarrollo del tejido cerebral”, ha comentado el Dr. Morales. “Respecto a los fetos con un peso normal y anomalías hemodinámicas, los datos son de momento escasos aunque ya sabemos que presentan significativamente más complicaciones durante el parto y un mayor número de muertes previas al mismo, por lo que quizás en estos casos podría ser recomendable finalizar la gestación antes de lo previsto para poder preservar el bienestar fetal”.

Medicina fetal de vanguardia en el Hospital La Fe

El grupo de trabajo sobre ecografía Doppler perteneciente al Servicio de Obstetricia del Hospital La Fe ha publicado numerosos artículos en revistas científicas como el American Journal of Obstetrics and Gynecology, Prenatal Diagnosis, Fetal Diagnosis and Therapy o Ultrasound in Obstetrics and Gynecology.

“Nos interesan todas las vías de investigación que permitan seguir examinando el flujo cerebral fetal y los marcadores de daño neurológico. Sería interesante descubrir como anticipar el daño cerebral para poder finalizar la gestación antes de que este se produzca. Nuestro objetivo es por ahora conocer hasta qué punto la vasodilatación cerebral fetal es indicativa de un desarrollo cerebral subóptimo y como proceder cuando la detectamos”, ha explicado el Dr. Morales.