Català: “El Síndic saca los colores a Oltra por vulnerar principios de igualdad y crear dependientes de primera y de segunda”

El PPVAL denuncia que Compromís y PSPV paralizan actuaciones en 130 colegios, hospitales y carreteras de la provinciaEl PPVAL denuncia que Compromís y PSPV paralizan actuaciones en 130 colegios, hospitales y carreteras de la provincia

La portavoz adjunta subraya consideraciones del informe del Síndic, como que ha empeorado la situación y la tramitación de las quejas se eterniza
·        “En 2016 ha habido un aumento del 33% de las quejas recibidas sobre la aplicación de la ley de Dependencia, una cuestión por la que Oltra no puede culpar a nadie más, la responsabilidad es de sus políticas”
·        “Es significativo que el informe reconozca que los datos oficiales son los del Ministerio, porque durante meses Oltra ha negado este hecho y decía  que los únicos datos fiables eran los de su Conselleria”

La portavoz adjunta del Grupo Popular en Les Corts Mª José Català, ha afirmado hoy que el Síndic de Greuges “saca los colores a Mónica Oltra por vulnerar principios de igualdad y equidad y en consecuencia crear dependientes de primera y de segunda”.

Català ha hecho referencia a una de las valoraciones que ha hecho el Síndic de Greuges en su último informe, conocido esta semana. En él, se afirma que la responsable de Políticas Inclusivas y de Igualdad “vulnera los más elementales principios de igualdad y equidad al aplicar dos criterios diferentes respecto a la suspensión de dos años de percepciones -para cuidados del entorno familiar- en función de que la resolución estuviera aprobada antes o después de julio de 2015”. “Oltra da prioridad a los dependientes en función de si han llegado antes o después de esa fecha, que coincide también con la de su llegada a la Conselleria”, ha manifestado la diputada. Català ha indicado que el Síndic señala en su informe que “aunque recomienda el reconocimiento del mismo derecho a todos los dependientes, la Conselleria no ha aceptado esta recomendación”.

La portavoz adjunta popular ha subrayado otras de las aportaciones que se realizan en el informe, como el hecho de que las respuestas solucitadas a la Conselleria de Oltra “exceden, por mucho, los plazos establecidos”. “Ya sabemos, porque hemos visto y escuchado a la Sra. Oltra en otras ocasiones, que le disgusta profundamente que le digan que no hace bien las cosas, pero la Síndicatura de Greuges está precisamente para alertar de las situaciones que denuncian los ciudadanos y si cuando estaba en la oposición la figura del Síndic le parecía rigurosa ahora debe serlo también”, ha indicado Català.

La diputada popular ha alertado sobre otra de las observaciones del Síndic, “en la que afirma que a lo largo de 2016 la situación ha empeorado y la tramitación de las quejas se eterniza, dando lugar en muchos casos, y sobre todo en los expedientes relativos a la aplicación de la Ley de Dependencia, al fallecimiento de los afectados sin haber visto resuelto su problema”.

“El Síndic de Greuges también alerta –continúa Català- sobre la preocupación que supone trasladar algunas de las atribuciones hacia los ayuntamientos, en ausencia de marco legal de los servicios sociales generales”, así como que se producen “retrasos en las revisiones solicitadas para la valoración o que se demoran los expedientes”. “Es destacable también la anotación de que en 2016 ha habido un aumento del 33% de las quejas recibidas sobre la aplicación de la ley de Dependencia, una cuestión por la que Oltra no puede culpar a nadie más, puesto que la responsabilidad es completamente de sus políticas”, ha señalado.

“Pero sin duda una de las cuestiones que más no llama la atención es el reconocimiento por parte del Síndic de Greuges de que el único organismo que publica cifras oficiales es el Ministerio a través de la Información Estadística del Sistema para la Autonomía y Atención a la dependencia (SAAD)”, ha indicado Català. “Y es significativo porque durante meses Oltra ha negado este hecho y ha llegado a afirmar que los únicos datos fiables eran los de su Conselleria, una falsedad que queda demostrada”, ha añadido. “Además, según estos datos, las personas beneficiarias han aumentado en un año en algo más de 8.300 personas, una cifra que Oltra durante meses se negó a reconocer y llegaba a hablar de 24.000 personas”, ha concluido.