Gratitud como sumatorio en la felicidad

Casasús Montalt. Gratitud como sumatorio en la felicidad Casasús Montalt. Gratitud como sumatorio en la felicidad

En el último artículo, hice mención a unas herramientas que  yo las práctico y os aseguro funcionan  , consiguiendo así , estar el máximo tiempo posible en modo  consciente  a lo largo del camino llamado vida .  Agradecer ,Actuar, Adaptarse, Valorar, Respetar ,Asumir y Aceptar son dichas herramientas.

Agradece cada momento , lugar, situación, compañía. La gratitud como hábito actuará como sumatorio a tu bien estar emocional, proporcionando satisfacción y calidad de vida, y lo más importante te hará estar presente, focalizándote en el aquí y ahora.

Yo he pasado un cáncer de mamá y ahora agradezco cada nuevo dia. Esa gratitud me hace focalizarme en vivir ,vivir el ahora logrando la mayor felicidad  posible, y no estar focalizada en el modo preocupación por haber pasado esta enfermedad.

La gratitud como valor de reconocimiento de lo que otros aportan a tu vida.

¿A quién tienes que agradecerle algo  desde hace ya tiempo?

Muchas veces no  damos las gracias porque pensamos que se sobre entiende, y eso es un error desde mi punto de vista. De hecho,  enseñamos  a nuestros  hijos a dar las gracias, educamos con el valor de la gratitud . La gratitud es un hábito que actúa como sumatorio en la felicidad , en cambio el  “dar por entendido” , prejuzgar, suponer, es un hábito que resta .

Cuanto más cerca estemos de la gratitud más distanciados estaremos del resentimiento.

Te invito a que hagas un ejercicio para sacar a la superficie esta herramienta y tirar de ella más de lo que estás haciéndolo ahora.

Ponte a mano  una libretita en tu mesita de noche y antes de irte a dormir cada día escribe un agradecimiento .Habitúate a agradecerle  todos y cada uno de los días a alguien algo, puede ser de tu círculo familiar, de amistades, de  trabajo ,cualquiera que se te haya cruzado en tu vida ese día.

Simplemente el hecho de estar agradeciendo ya está haciendo que estés  presente , de manera que no estás focalizándote ni en el pasado con sus vivencias , a las cuales puedas estar todavía anclado/a, y tampoco en lo que pueda depararte el futuro y todas las preocupaciones que conlleva la incertidumbre del mismo. Únicamente nos  centramos en el instante del aquí y ahora, sustituyendo el hábito de la preocupación por el de la gratitud.

Una semana más te invito a que practiques y me cuentes que tal te va, si sumas o restas.

Feliz semana

Artículo de Raquel Casasus. Coach